ESPEJO

Para concurso : Lo extraño en lo cotidiano.

Estoy inmersa en medio de una masa humana que avanza. Corre hacia su trabajo con expresiones tensas, ensimismadas.
Al pasar por un espejo veo mi imagen reflejada y al lado la figura inquietante de un hombre con la cara cubierta de cicatrices.
Al volver la esquina se me hiela la sangre. El personaje está allí, en el asiento de un coche destrozado.

10 de diciembre, 2001

Esta entrada fue publicada en minificciones. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s